Cómo visitar el zoo de Ranua en Laponia

Ubicado a una hora escasa en coche de Rovaniemi, la capital de Laponia, y de la línea imaginaria que marca el Círculo Polar Ártico,  el zoológico de Ranua es especial por muchas razones.

ranua19

Para empezar es considerado el zoológico más septentrional del mundo y está especializado en especies árticas. En Ranua por tanto se pueden admirar un montón de sorprendentes y preciosos animales de 50 especies diferentes que no podremos ver en ningún otro lugar del mundo.

ranua9

Solo por esto el zoo de Ranua ya bien merece una visita, pero es que además el entorno en el que se ubica es impresionante. No es el típico zoo prefabricado de cartón piedra, sino que se encuentra integrado en pleno bosque (si vais en invierno como en nuestro caso estará todo completamente nevado), e incluso ni siquiera dispone de iluminación artificial, con lo que si lo visitas de noche tendrás que ir con tus propias linternas. Es una experiencia muy chula que nosotros tuvimos la suerte de poder disfrutar.

ranua16

Para llegar al zoo desde Rovaniemi es muy sencillo. Solo hay que coger la carretera 78 hacia el sur unos 80 kilómetros y nos lo encontraremos justo al borde de la carretera, unos 3 o 4 kilómetros antes de llegar al pueblo en sí.

ranua1

Cuando llegamos nos encontramos con un gran parking gratuito al aire libre donde dejar el coche. A mano derecha queda un edificio donde hay un restaurante y la fábrica de los chocolates Fazer, que son muy típicos en Finlandia. Para el que le interese se puede visitar.

ranua2

A mano izquierda está el edificio principal, donde hay una cafetería para tomar algo, la tienda de recuerdos y también algunas habitaciones para hospedarse. En la cafetería sirven un pequeño buffet para almorzar que tampoco es que nos llamara mucho, pero de todas formas llegamos demasiado tarde y ya lo estaban cerrando, con lo que nos tuvimos que comer unos bocadillos fríos que era lo único que tenían. Caros y nada del otro mundo, así que mejor comer en otro sitio.

ranua14

La tienda de recuerdos tenerla en cuenta sobre todo si vais con niños, ya que los típicos peluches de animales árticos (huskies, renos, buhos, etc…) que veréis por todos los sitios turísticos en Laponia aquí están bastante más baratos. Además, aquí se encuentra la taquilla para comprar las entradas del zoo así como el acceso al mismo.

El zoo abre de 9:00 a 19:00 los meses de verano (junio, julio y agosto) y de 10:00 a 16:00 el resto del año. La entrada cuesta 15€ para los adultos y 13,5€ para los niños.

Revisad en su web toda la información:

Ranuan eläinpuisto – kohtaa villi arktinen luonto

Como comentamos antes, el zoo no dispone de iluminación artificial, con lo cual si os pilla de noche deberéis llevar vuestra propia iluminación. Hay que tener en cuenta que en invierno a partir de las 14:00 más o menos ya es de noche. Podéis utilizar los móviles para iluminaros, o si no en la tienda venden unas linternas de estas que se ponen en la cabeza por 5€. Como nosotros entramos un poco más tarde de las 13:00 se nos iba a hacer de noche dentro, así que compramos una linterna y Dani iba encantado con ella, como si fuera un explorador.

Una vez compradas las entradas y la linterna para dentro que vamos. Hay que destacar que el zoo no es demasiado grande y se puede ver en un par de horas perfectamente.  El recorrido es circular de unos 3 kilómetros de longitud y es perfectamente accesible con carrito de bebé.

ranua12

En primer lugar vemos una zona de pequeños mamíferos, donde se pueden ver nutrias, castores y roedores.

ranua3

A continuación viene una parte chulísima, que es donde están las aves. Hay sobre todo diferentes tipos de búhos, águilas y halcones, pero en nuestra opinión las grandes estrellas son el búho nevado o blanco y el carabo lapón, que son además dos de los mayores depredadores de las regiones árticas. Son preciosos.

ranua4ranua5

Y ahora llegamos a la parte más grande del zoo donde se encuentran los grandes mamíferos. A nosotros los que más nos gustaron fueron el esquivo manul o gato de Pallas, el glotón o el alce, pero hay muchos otros como renos, ciervos, linces, lobos, bueyes, zorros rojos o zorros árticos.

ranua6ranua7ranua8

El recorrido es muy interesante y lo estamos disfrutando todos muchísimo, especialmente los niños.

ranua15

Pero sin duda los reyes del zoo se encuentran poco después de haber pasado el ecuador del recorrido. Se trata de dos magníficos ejemplares de osos polares que  habitan en un enorme foso y que se pueden admirar desde la parte de arriba. Los pudimos ver retozar, jugar, comer y desplazarse lenta y elegantemente por todo el recinto. Los estuvimos grabando y fotografiando un buen rato, son animales impresionantes. En nuestra opinión solo por ver a estos animales en este entorno tan espectacular ya justifican de sobra la visita.

ranua10ranua11ranua20

Seguimos paseando y poco a poco se va haciendo de noche, así que llega el momento que Dani llevaba ya un buen rato esperando, el de ponerse la linterna en la cabeza y encenderla.

ranua13

Es muy chulo pasear por el zoo así, nunca habíamos vivido nunca nada igual. Como es lógico, los animales no se ven tan bien como si fuera de día pero aun así la experiencia merece mucho la pena.

ranua17

Recorremos los últimos animales del zoo y como ya son más de las 15:30 vamos pensando en ir terminando. Nos ha encantado la visita. Se trata de algo diferente a lo típico que suele hacer la gente cuando visita Laponia, y no solo eso, sino que difícilmente podrás vivir algo igual en ninguna otra parte del mundo.

ranua18

 

 

 

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s